RESEÑA - ETERNOS - Sr Geek

RESEÑA – ETERNOS

Título original: Eternals.

Editorial: Marvel Comics.

Año: 2006-2007

Guion: Neil Gaiman.

Dibujo: John Romita Jr.

Entintado: Danny Miki, Tom Palmer, Jesse Delperdang y Klaus Janson.

Color: Matt Hollingworth y Paul Mounts

Portada: Rick Berry.

Editor: Nick Lowe.

Editor en jefe: Joe Quesada.

Ante el reciente avance de la nueva película del universo cinematográfico de Marvel basado en los Eternos, decidí darle una releída a la miniserie hecha por Neil Gaiman y John Romita Jr, que con sus altos y bajos puso nuevamente en el foco de atención a estos personajes algo olvidados dentro de la casa de las ideas.

La historia comienza cuando vencido por el sueño, el estudiante de medicina Mark Curry se duerme en plena residencia en la unidad de Emergencias del Hospital Bellevue, donde se sumerge en un extraño y vívido sueño con seres superpoderosos y criaturas malvadas. Cuando despierta, un peculiar paciente le dice que sus visiones son reales y que él, junto con otro grupo de personas más, son parte de una estirpe de seres milenarios atados por un lazo cósmico, que el ya lo sabe y que solamente debe recordarlo. En un principio Mark no le cree, pero una serie de eventos le harán pensar que esta historia no es tan descabellada.

Antes que nada, tengo que dejar en claro que el peor enemigo de esta mini serie son las propias expectativas de los lectores. Con esto no digo que sea un trabajo infravalorado, incomprendido ni nada por el estilo, sino un trabajo más dentro de la bibliografía de dos grandes de la industria de la narrativa grafica como lo son Neil Gaiman y John Romita Jr. El problema está en que con semejantes nombres se esperaba otra cosa. Es por esto que se la ataca injustamente cuando con sus altos, y sus profundos bajos, termina siendo una historia que cumple con lo que se propuso: reintroducir y revitalizar estos personajes olvidados nuevamente en el foco de atención de Marvel. Que tan bien o mal lo hizo es otra discusión.

Yendo de lleno con el comic per se, el trabajo de Gaiman está algo alejado del potencial que sabemos que tiene el británico, aunque claramente dentro de todo consigue algún que otro destello. Acá el escritor nos da algo diferente al canon dejado por Jack Kirby, creador de estos héroes, y nos entrega una historia que funciona como parte de su mitología anterior, pero también se sostiene por sí sola. O sea, hay cosas del material original que se pierden o no se comprenden del todo pero, a su vez, puede entenderse la trama perfectamente sin lecturas previas. Esto se debe creo yo a cierta libertad creativa en función de hacer un relanzamiento para nuevos públicos. El recurso del héroe desmemoriado, aunque no es tan original (ya lo había usado anteriormente Alan Moore en Miracleman), creo que está bien explotado y lanza a la historia derecho a la acción. Pantallazo rápido al origen y a pista. De todas formas, aunque entretiene le falta algo de ritmo, chispa y cierta profundidad que el guionista supo dar en otros trabajos. Aunque hay que reconocer son interesantes los aportes con Druig y el niño Duende.

Otra cosa que afectó claramente al trabajo de guion es la mano del editor, ay que se nota la idea de Marvel de conectar como sea todo su universo. Realmente no le aporta nada la inclusión de algunos personajes por fuera de los Eternos a la historia. Solo están ahí para dejar obscenamente en claro que esta historia forma parte del universo Marvel. Entiendo la importancia de la integración y hasta la creo necesaria en este tipo de comics, pero primero trabájame estos personajes, después vemos como lo hacemos jugar dentro de lo global.

Con respecto al arte creo que términos generales es donde más se destaca esta obra ya que John Romita Jr. era el artista ideal para estos personajes, ya que su estilo, muy particular y fácilmente reconocible, le aporta iconicidad, a la vez que puede reinventar estilísticamente a Los Eternos y su mundo, pero respetando ese espíritu tan peculiar que Kirby impregnó a estos personajes. Excelente la forma de sintetizar ciencia ficción con elementos e iconografía mitológicos. Además, le aporta cierta dinámica a la narrativa cuando la historia se estanca. No la salva del todo, pero la levanta.

En conclusión, Eternos por Neil Gaiman y John Romita Jr. es una mini serie que, si bien está lejos de ser el mejor trabajo de sus autores, cumple en traernos una versión actualizada de estos personajes, un punto de partida para meterse en su universo que, con sus luces y sombras se la castiga por algo que nunca fue.

SCORE:

A favor

EN CONTRA

¡ Comparte este artículo !
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Tumblr
Tumblr
Pin on Pinterest
Pinterest
Maxi
Maxi
Reseño muy duro, como un esclavo, ya se me olvidó, bueno pagueme dinero. Parido en Gotham, educado en Howarts, alumno del doc Brown e Indiana. Fin del comunicado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *