RESEÑA – RESIDENT EVIL: REVELATIONS – Sr Geek

RESEÑA – RESIDENT EVIL: REVELATIONS

Debido a esta cuarentena que no parece estar cerca de terminar, la forma en la que decidimos pasar el tiempo, y la percepción que tenemos de este, va modificándose. Aunque el encierro nos obliga a intentar seguir con nuestras vidas normalmente por  medio de home office, clases virtuales, etc., hay que admitir que también hay mucho más tiempo libre del que querríamos. En mi caso, trato de ser tan fiel a mis responsabilidades como me es posible pero también está la otra parte de mí que terminó desempolvando su Xbox 360 porque ya no sabía con qué otra cosa mantenerse ocupado. Sí, debe haber otras miles de cosas más productivas como cocinar, hacer ejercicio o aprender algo pero ya les voy avisando que no soy esa clase de persona. Ahora, ¿Qué gran juego pude haber jugado yo como para conmemorar el regreso de la consola? Pues terminó siendo Resident Evil: Revelations, una remasterización del juego que salió en 2012 para Nintendo 3DS y que significó un lindo regreso para la saga; en especial si lo comparás con el aborrecible Resident Evil 6 que salió un poco más tarde ese año.

Este juego se sitúa entre Resident Evil 4 y 5, mostrando una de las primeras operaciones de Jill Valentine como miembro de la BSAA, una organización anti terrorista. En esta misión, Jill y su compañero Parker entran al “Queen Zenobia”, un buque abandonado en el medio del mar, para buscar a Chris Redfield quien parece haber sido abducido por “Veltro”, un grupo de bio terroristas que ya había hecho de las suyas un año atrás cuando atacó a la ciudad de Terragrigia. De esta manera, Jill y Parker se darán cuenta que no están del todo solos en el barco ya que este está infestado por horribles criaturas que se alejan bastante de los zombies de antaño.

En primer lugar, hay que destacar que este juego fue una grata sorpresa para mí. Más allá de que Resident Evil 7 o el remake del Resident Evil 2 son los ejemplos más recientes, Revelations fue el primero en recordarnos que a la saga le va muy bien el survival horror. En varias entregas, Resident Evil fue experimentando en como unir este sub género con acción, siendo su mejor exponente Residnet Evil 4, el cual supo sacarle jugo a ambos cuando puso sobre la mesa el insuperable concepto de “third person shooter”. Sin embargo, este supuesto equilibrio se fue perdiendo cada vez más y más cuando las siguientes entregas presentaban tramas más orientadas a la acción pero con rasgos de terror. La esencia de la saga parecía difusa hasta que llegó Revelations y nos puso en un contexto que era nuevo pero familiar al mismo tiempo.

El juego toma una muy buena primera decisión en la ubicación ya que la mayor parte la pasamos en el “Queen Zenobia”, el cual recuerda un poco a la mansión Arklay de la primer entrega de la saga por su ambientación sofisticada pero también claustrofóbica y tétrica. Podremos recorrerlo libremente en busca de nuevas armas, municiones y mejoras que se irán desbloqueando de la forma usual, es decir, con habitaciones o cajas fuertes que antes eran impenetrables. Algo nuevo que provee esta entrega es el aparato “Genesis”, un escáner de alta gama que será de vital importancia si queremos encontrar elementos que nos dejen sobrevivir lo suficiente en ese lugar olvidado por Dios. Al mencionar esto, dejo en claro que acá se cumple otro aspecto del survival horror y eso es la escasa munición. Los enemigos suelen variar en resistencia pero, generalmente, son esponjas de munición. Por eso es que las mejoras son algo primordial para luego poder usar mejor tus elementos en momentos clave como lo son un par de “jefes finales”. Por momentos se puede recurrir a esquivar y escapar o pelear cuerpo a cuerpo pero no suelen ser tácticas del todo efectivas. Los controles orientados a las tácticas de escape suelen ser algo toscos y funcionan cuando quieren, llevando a un movimiento poco instintivo que, si se logra, es por milagro. En cuanto al ataque cuerpo a cuerpo, los enemigos no dan lugar a que esa sea una buena idea y genera un daño bastante leve a comparación de unos tiros a la cabeza.

Por otro lado, tenemos la historia y los nuevos personajes que trae. La trama en sí no es nada del otro mundo y tampoco ofrece algo que parezca ser relevante para la historia principal de la saga. Es solo otro capítulo más en las vidas de Jill y Chris quienes están totalmente decididos a dedicar sus vidas en detener a cualquier persona que busque utilizar virus para atentar contra la raza humana. La historia está dividida en 12 capítulos y está algo tratada como si fuera una serie de televisión por su constantes usos del recurso “Previously on…”. Están buenos cuando volves a prender la consola después de un tiempo pero no cuando estás jugando de corrido y buscan recordarte lo que justo acabas de hacer. A pesar de todo, la historia se mantiene entretenida y simple ya que, aunque busquen darle un par de vueltas y giros, no es algo que no se pueda entender fácilmente y que se escape de algo que no hayamos visto anteriormente en la saga. Además, tampoco es que uno juega Resident Evil principalmente por la historia. Al mismo tiempo, esta ofrece un par de personajes nuevos que, en mi opinión, resultaron bastante simpáticos aunque el juego no de oportunidad de un gran desarrollo. Entre ellos están Parker y otros dos agentes de la BSAA llamados Quint y Keith, quienes son una dupla bastante atolondrada y ridícula pero cuyo estilo logra darte un respiro de todo lo que está pasando.

Graficamente, Revelations no tiene nada nuevo que ofrecer. Aunque sea una remasterización de la versión 3DS, hay varias cosas que le cuesta pulir. Las expresiones de los personajes son muy frígidas y, por momentos, le cuesta optimizarse. Para agregar, tiene demasiadas pantallas de carga y, en las transiciones de zona, el juego se traba y vibra como si estuvieras en medio de un terremoto. Tema aparte, los enemigos no son muy variados y pueden llegar a aburrir con el paso del tiempo porque sabes que no te vas a encontrar con nada muy impactante.

En resumen, Resident Evil: Revelations es un juego bastante disfrutable para pasar el tiempo y que cumple con lo que se espera de la saga. Puede durar algo de 10 horas dependiendo tu habilidad y, si te quedas con ganas, siempre podes intentar el “Nuevo Juego +” o el Modo Competitivo/Mercenario.

SCORE:

A favor

  • Significó un regreso al survival horror que definía tan bien a la saga.
  • La historia.
  • Algunos personajes nuevos.

EN CONTRA

  • No destaca mucho gráficamente.
  • Por momentos, los controles son algo toscos.
¡ Comparte este artículo !
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Tumblr
Tumblr
Pin on Pinterest
Pinterest

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *