RESEÑA – WINTER’S BONE – Sr Geek

RESEÑA – WINTER’S BONE

Título original: Winter’s Bone
Año: 2010
Duración: 100 min.
País: Estados Unidos 
Dirección: Debra Granik
Guion: Debra Granik, Anne Rosellini (Novela: Daniel Woodrell)
Música: Dickon Hinchliffe
Fotografía: Michael McDonough
Reparto:
Jennifer Lawrence, John Hawkes, Lauren Sweetser, Sheryl Lee, Kevin Breznahan, Isaiah Stone, Ashlee Thompson, Shelley Waggener, Garret Dillahunt

Detrás de las montañas, entre la escarcha sucia y los árboles de un bosque viejo, habita toda una sociedad “White-trash” olvidada por Norteamérica.

Winter’s bone es una película estrenada en el año 2010. La misma fue dirigida por Debra Granik, siendo este su segundo largometraje. La misma se trata de una adaptación de la novela, de igual nombre, del autor Daniel Woodreel. En algunas reseñas califican al libro de “country noir” y creo que este subgénero es perfecto para definir a este film, ya que su historia y narración logra traer lo mejor de ambos mundos.

Esta historia nos introduce en la vida de Ree (Jennifer Lawrence), una joven de 17 años que es la responsable de hacerse cargo de sus dos hermanos menores y su madre autista. Con todas las dificultades que ya tiene la adolescente para afrontar esto, ahora se suma que su padre es buscado por la policía, y si no lo encuentran podrían perder la casa donde vive la familia.

De esta forma, la película juega visualmente con la idea de un documental. La historia evita todo tipo de clichés y golpes bajos. Solo se limita a mostrar lo que hay delante del lente, esquivando realizar juicios morales sobre sus personajes. 

Seguimos las andanzas de esta chica atravesando los parajes más recónditos de su tierra y golpeando puerta por puerta, para conocer el paradero de su padre. Por supuesto, como toda comunidad, ésta maneja sus propios códigos de sociabilidad, y en los márgenes de la marginalidad andar preguntando demasiado a veces no está bien visto.

Aun así, cual detective de un film noir, Ree debe seguir enfrentando a aquellos que pueden saber dónde está su padre.

La esencia de esta historia reside en su ritmo. Por momentos puede parecer lento para el espectador, pero este ayuda a compartir el nerviosismo, la tensión y la desolación que siente nuestra protagonista.

Merab: “Talking just causes witnesses”

Merab: “Si se habla, hay testigos”

Ahora, Ree no se puede dar el lujo de perder la casa familiar, el único techo que tiene para sus hermanos. Así la película balancea perfectamente los elementos de este drama familiar y el thriller de suspenso.

A medida que su búsqueda se desarrolla, la joven irá encontrando los rostros menos amigables del pueblo. Malhechores, cocineros de cracks, ladrones, drogadictos; todos repiten lo mismo: “vete sin preguntar”.

Ella sabe dónde se está metiendo, pero no tiene otra opción que continuar. En este suelo nadie es un verdadero amigo, ni siquiera su primo que quiere llevarse a su hermano, ni su tío, quien en un principio le dice que se olvide encontrar a su padre.

En este sentido, para enfatizar la idea de una “comunidad con reglas propias”, la directora y guionista utilizó un estilo de narración de “no te cuento nada”. En la historia, todo se va desarrollando con este código interno, en ninguno momento se detiene a explicarle algo al espectador, sino que uno debe ir intentando comprender el universo y las situaciones.

Esto colabora mucho a generar una sensación de extrañeza y amenaza constante, así como logra aumentar la tensión y las ganas de uno para saber qué es lo que verdaderamente sucede en ese pueblo.

Ella no es una heroína ni mucho menos, es solo una joven que se encuentra en esa posición por las condiciones de vida a la que su familia, y todos los que la rodean, están destinados.

En este tipo de películas siempre el frío, la nieve, la escarcha y la oscuridad de la montaña sirven para lograr una interesante analogía para los “desclasados”. Se me ocurren otros títulos como “Wind River” (2017) o “Hold the dark”, que se emparentan a esta. Pero, la gran diferencia recae en que en ambos films hay un personaje que representa al espectador, un elemento extraño que debe ingresar en esa comunidad. Pues aquí no lo hay, todo lo ajeno al pueblo es vigilado de cerca, como la presencia del “cazador de fianzas”. Si algo pasa en el pueblo todos lo saben, pero nadie puede contarlo.

Por eso nuestra “heroína” debe valerse por sí misma, y la única ayuda la recibe de sus afectos del pasado. Una amiga de la infancia y su tío, que inicia como un ser peligroso y despreciable, pero poco a poco se convierte en el único aliado en esta aventura, construyendo así un interesante anti-héroe. O mismo las mujeres, que terminan colaborando con el desenlace de la historia, quizás como un reconocimiento a la fortaleza de Ree, o quizás como un poco de “sororidad” en un mundo violento y claramente con reglas patriarcales.

Sin duda “Winter’s bone” es una película difícil. Lo es por su historia y su modo de contar, con ese espíritu de autor y de cine independiente que tiene en sus tomas. Pero todo esto sirve para realzar la fuerza de la misma, de la protagonista que se come la película entera y regala un gran viaje para quien aprecie una verdadera odisea.

SCORE:

A favor

  • Jennifer Lawrence y todas las actuaciones en general.
  • Una gran historia sin golpes bajos, ni clichés.
  • El ritmo de la narración.

EN CONTRA

  • Nada.
¡ Comparte este artículo !
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Tumblr
Tumblr
Pin on Pinterest
Pinterest

1 Comment

  1. Anabella Rodríguez dice:

    Muy piola

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *